“Si no hubiera existido España hace cuatrocientos años, no existirían hoy los Estados Unidos…Porque creo que todo joven sajón-americano ama la justicia y admira el heroísmo tanto como yo, me he decidido a escribir este libro. La razón de que no hayamos hecho justicia a los exploradores españoles es sencillamente porque hemos sido mal informados. Su historia no tiene paralelo…

Amamos la valentía, y la exploración de las Américas por los españoles fue la más grande, la más larga y la más maravillosa serie de proezas que registra la Historia…”

Los exploradores españoles del siglo XVI: vindicación de la acción colonizadora española en América. Charles Fletcher Lummis. 

Entre los siglos XVI y XIX esto es, durante más de 300 años la corona española gobernaba en casi todo el continente americano. Y pese a lo prolongado de ese dominio, la presencia española en los actuales Estados Unidos y Canadá ha caído en un extraño –no por ello menos lamentable- olvido. Un olvido especialmente notable entre los propios españoles, que desconocen la inmensa huella de nuestros antepasados en aquellas tierras.

Y es que en su momento de máxima expansión, entre finales del s. XVIII y comienzos del s. XIX,  los territorios españoles comprendían más de la mitad del actual Estados Unidos. Los actuales estados norteamericanos de California, Nevada, Colorado, Utah, Nuevo México, Arizona, Texas, Oregón, Washington, Idaho, Montana, Wyoming, Kansas, Oklahoma, Luisiana, Florida, Alabama, Misisipi y Alaska eran posesiones españolas que formaban parte del Virreinato de Nueva España.

Lo mismo ocurría con la parte suroeste de Columbia Británica, dentro del actual Canadá. En Alaska, la ocupación se limitaría a algunas factorías comerciales que, posteriormente, serían abandonadas.

Están escritos en español los primeros informes que se conocen sobre la geografía, los aborígenes de Estados Unidos y sus respectivas lenguas. La primera partida de nacimiento registrada en el país fue la de un español. Manos españolas fundaron la primera ciudad: San Agustín en Florida, en 1565.

El primer occidental que pisó el territorio de los Estados Unidos y permaneció en él fue Ponce de León, a partir del 2 de abril de 1513. El primer libro redactado dentro de los confines del país se debió al hermano Báez, jesuita de las misiones de Georgia en 1569, y España también llevó a Norteamérica la primera representación teatral.

Mas aún, el primer “Thanksgiving Day” de Norteamérica lo celebró Pedro Menéndez de Avilés en San Agustin de la Florida el 8 de septiembre de 1565, mediante una comida de hermandad entre españoles y nativos Saturiwa, 56 años antes que los “peregrinos” de Playmouth Rock. Y también el segundo, en este caso en 1598 merced al explorador novohispano Juan de Oñate, el cual compartió un gran banquete con varios nativos a las orillas de Río Grande, tras más de 500 kilómetros de caminata por el desierto mexicano junto a ellos.

Celebración de Acción de Gracias por los españoles en San Agustín de la Florida en 1565

Un mapa que lo cuenta todo

El usuario de Wikimedia Commons Nagihuin publicó el pasado 2 de agosto esta  detalladísima cartografía que cubre tres siglos de exploración y conquista españolas. El mapa ilustra las inmensas rutas comerciales, expediciones militares y trazados marítimos que el Imperio Español emprendió a lo largo y ancho de América del Norte.

Desde el vivero político y civilizatorio de Ciudad de México hasta los rincones remotos de Alaska y el Yukón. Un compendio de actividad exploradora que ayuda a comprender por qué América del Norte es como es a día de hoy. Por su grado de precisión, información y detalle recomendamos evidentemente que se analice detenidamente –y con tiempo- el enlace a este mapa

Los pioneros españoles que exploraron Norteamérica

En 1513 Juan Ponce de León había descubierto para Europa la península de Florida –en el día de la Pascua Florida- y con ello, el actual territorio de Estados Unidos. Viajó por todo el litoral atlántico de esta península. La colonización española de EEUU, echaba por tanto a andar.

Exploradores españoles en Estados Unidos
Exploradores españoles en Estados Unidos. Fuente

En 1519 Alonso Álvarez de Pineda navegó la costa occidental de Florida y toda la costa sur del actual Estados Unidos, incluidas la de Tejas, a lo largo del golfo de México. Durante el siglo XVI navegantes españoles subieron por la costa este, atravesando el litoral de Georgia hasta la actual Carolina del Sur.

Los jesuitas establecieron cuatro misiones en el interior de Carolina del Norte (cerca del actual Greensboro), no lejos del límite con Virginia, a poco más de 500 kilómetros del actual Washington DC.

El Gran Cañón del Colorado lo descubrió en 1540 el español García López de Cárdenas y Figueroa, lugarteniente de la expedición de Vázquez de Coronado.

Augusto Ferrer-Dalmau. Descubrimiento del Gran Cañón del Colorado

Álvar Núñez Cabeza de Vaca  fue uno de los cuatro supervivientes de la expedición de 600 hombres y cinco barcos que Pánfilo de Narváez lideró en 1527.  Aquella expedición, en la que Cabeza de Vaca fue alguacil mayor y tesorero, lo convirtió no sólo en náufrago, también en rehén de varias tribus indígenas.

Comenzó ahí el calvario de su extravío, sobreviviendo por junglas y manglares durante nueve años, caminando más de 8.000 kilómetros a pie por Florida, Texas, Nuevo México, Arizona y California. En 1536 los cuatro fueron hallados por españoles y llevados a Ciudad de México, donde todos se maravillaron de su hazaña.

Trasladado a España, el emperador Carlos lo nombró capitán general y gobernador del Río de la Plata y del Paraguay.​ Fue el primer europeo en llegar a las cataratas del Iguazú y que explorara el curso del río Paraguay.

Expedición de Álvar Núñez Cabeza de Vaca, durante su primer viaje a América. Fuente.

Hernando de Soto fue el primer europeo en vislumbrar en 1541 el río Misisipi, el cual cruzó continuando su recorrido hacia el oeste donde recorrió asimismo la actual Arkansas, Oklahoma, y Texas.

Finalmente murió en el mismo Misisipi. Puesto que de Soto era considerado inmortal entre los nativos su cuerpo fue ocultado en mantas lastradas con arena por sus hombres. Después lo hundieron en medio de este río, donde reposan sus restos.

Cuadro de William H. Powell que recrea el encuentro de Hernando de Soto con una tribu india a orillas del Misisipi.  El pintor, llevado por su imaginación, se tomó la libertad de incluir a un sarraceno en el lienzo.

En 1565 España estableció el primer asentamiento europeo permanente en el territorio de Estados Unidos y Canadá, al norte de la actual Florida. La ciudad de San Agustín  –primera ciudad de Estados Unidos fundada por europeos- se encuentra en la costa atlántica y fue fundada por Pedro Menéndez de Avilés.

Sin embargo, la primera y más organizada conquista del Oeste americano corrió a cargo del adelantado Juan de Oñate, considerado como el último de los grandes conquistadores y cuya extraordinaria aventura tuvo lugar ya finalizando el siglo XVI. Exploró y conquistó para España los inmensos territorios de Nuevo México, Arizona y Texas.

El primer descubrimiento europeo registrado de la bahía de San Francisco fue el 4 de noviembre de 1769. Ocurrió cuando el explorador leridano Gaspar de Portolá, incapaz de encontrar el puerto de Monterrey (California), continuó hacia el norte hasta cerca de lo que es en la actualidad Pacífica. Escaso de agua y comida, Portolá con una expedición de 63 hombres y 200 caballos dejó la costa para viajar tierra adentro, alcanzando la cumbre de 370 m del Sweeney Ridge, desde donde vió la bahía de San Francisco.

San Francisco fue definitivamente establecido por franciscanos predominantemente  españoles– al crear la misión San Francisco de Asís en 1776, año en el que las 13 colonias de la Costa Este declaraban su independencia de Gran Bretaña y desconocían todo lo que ocurriera más allá de los Grandes Lagos.

Dos misioneros en Sonora y California

Dos geografías muy distintas fueron el escenario de dos hombres de Dios también muy diferentes, ambos comprometidos con una misma empresa, la misión: el padre Eusebio Francisco Kino (1644-1711) en el desierto de Sonora; y Fray Junípero Serra (1713-1784) en la costa de California. Un jesuita de origen alemán y un franciscano nacido en la española isla de Mallorca.

Kino, conocido como el “Padre a caballo”, recorrió incansablemente los caminos del noroeste de la Nueva España. Como un verdadero hombre de la frontera, Kino fue a un tiempo constructor de misiones, ranchero, ganadero y agricultor.

Junípero Serra fundó el sistema franciscano de misiones de California en su condición de padre superior. Fueron tantos miles las leguas que cubrió durante los años de labor en California que puede identificarse como el hombre que caminaba y caminaba…

También se ocupó del desarrollo material de la población indígena con la introducción de la agricultura y la irrigación. Serra, uno de los Padres Fundadores de California, es el único español que tiene una estatua en el National Statuary Hall Collection en el Capitolio de los Estados Unidos, Washington, D.C.

El vital apoyo de España a la independencia de Estados Unidos

Ya en el siglo XVIII  conviene no olvidar la determinante ayuda que dio España para Guerra de Independencia, que dio lugar a la creación de los Estados Unidos de América. Esta ayuda se vio  reflejada principalmente en la actividad diplomática y bélica del gobernador español de Luisiana, D. Bernardo de Gálvez.

Nuestro ilustre compatriota conquistó para España –de manos británicas- la bahía de Pensacola y recuperó las dos Floridas, además de ser gobernador de Louisiana, Cuba y las Floridas, acabando su carrera como Virrey de Nueva España -ahí es nada-.  Es justamente considerado  en EEUU como uno de los héroes fundacionales.

Los españoles llegaron hasta Alaska

Alaska es, a finales del siglo XVIII, el canto del cisne de la exploración española de América. La efímera ocupación de este territorio hostil es una de las páginas más desconocidas de nuestra historia.

Un nombre descuella por encima de todos: el del leridano Salvador Fidalgo -nacido en Seo de Urgel en 1756-, que fue quien, en junio de 1790, bautizó Puerto Valdez y Cordova por encima del paralelo 60º Norte. Son dos de los vestigios de un periodo épico, en las últimas décadas del siglo XVIII, en el que España, en una serie de expediciones memorables, exploró y tomó posesión en el oeste de Canadá y en Alaska.

Tras explorar la costa, el 3 de junio Fidalgo tomó posesión del territorio en nombre de la Corona española y bautizó la ensenada como bahía de Córdova (a 60º de latitud Norte) en homenaje a Luis de Córdova, capitán general de la Armada. Cuatro días después, hizo lo propio en la ensenada de Menendes.

Hoy en día, Puerto Cordova aún sobrevive en los mapas como uno de los topónimos en español más septentrionales del mundo. También sobrevive el topónimo de Puerto Valdez, bautizado también por Fidalgo el 15 de junio de 1790 (en reconocimiento al ministro de Marina Antonio Valdés), y de cuyo municipio el petrolero del desastre ecológico adoptó el apellido.

Vista de Puerto Cordova en Alaska

Los pobladores canarios del sur de Estados Unidos

Un aspecto tal vez desconocido de la historia norteamericana es el de la presencia de pobladores canarios que fue impulsada por la monarquía hispánica, y que se extendieron por Florida, Luisiana, Tejas y Nuevo Méjico en el sur actual de los Estados Unidos.

Hacia finales de la década de 1720 y principios de la siguiente grupos de isleños canarios poblaron y colonizaron diversos puntos de Texas, en donde fundaron ciudades como San Fernando, Galveston, Valenzuela y San Antonio.

A partir de 1740 y por una década se programó el trasvase de quinientas familias canarias hacia Florida, a razón de no más de cincuenta familias por año. Se trataba de familias campesinas, conocedoras de las labores agrícolas a las que se proporcionaban semillas para una o dos cosechas, animales, tierras y franquicias para la exportación de productos agrarios a los puertos del norte y el sur de la América española.

Se alentaba así la emigración a unas tierras sobre las que, además, se informaba de su gran fertilidad. Los emigrantes partían desde el Archipiélago hacia Santo Domingo y otros puntos tradicionales de llegada en el Caribe. Después la recién creada Compañía de La Habana se encargaba de su envío a la Florida.

Asimismo, a partir de 1778 colonizadores canarios se trasladaron a expensas de la Corona a la Luisiana, región cedida por Francia a Carlos III en 1763 en contraprestación al apoyo recibido de España durante la llamada guerra de los siete años.

Al sur de Nueva Orleáns fundaron una colonia en lo que actualmente es la parroquia o provincia de San Bernardo y todavía hoy -como ha investigado Raymond McCurdy- existen varias comunidades de isleños en Delacroix, Reggio y otros puntos, en donde los descendientes de los pobladores canarios han conservado algunas de sus costumbres y buena parte del idioma.

Una aventura de 300 años

En fin, lo cierto es que la presencia española por ejemplo en Florida duró 300 años –más tiempo que el que actualmente lleva perteneciendo a EEUU-, unos 270 en Arizona, el sur de California y partes de Alabama, y más de 200 años en Nuevo Méjico y zonas de Misisipi.

El 10 de julio de 1821 –una década después de la invasión napoleónica– España cedió la Florida a los Estados Unidos, terminando oficialmente su presencia en los territorios de la Unión. La colonización española de EEUU, había terminado.

Fuentes utilizadas: 

Los exploradores españoles del siglo XVI: vindicación de la acción colonizadora española en América. Charles Fletcher Lummis. McClurg Chicago 1893

Banderas Lejanas. La exploración, conquista y defensa por España del territorio de los actuales Estados Unidos. Fernando Martínez Laínez.  Carlos Canales Torres. Madrid 2010

De Florida a Alaska: tres siglos de legado español en Estados Unidos. Manuel Trillo Lodeiro. Publicación de The Hispanic Council. Enero 2019

La presencia canaria en el sur de Estados Unidos 

39 COMENTARIOS

  1. Muy interesante artículo.
    Si bien es innegable la influencia de España y su apoyo al régimen renegado en su oportunidad conjuntamente con Francia, hay que aceptar que USA es muy diferente a todos los otros Imperios Europeos Renegados de las Américas debido a la contribución Inglesa que es la que prevalece.
    Es posible que en algun futuro no distante el Español sea la lengua más hablada en USA y cuando eso suceda deberán hacer su elección, creo que aún entonces van a querer mantener lo que ha funcionado tan bien y no ponerse al mismo nivel que Mexico o Argentina, esta última que casualmente pudo haber sido la gran potencia pujante de Sud América debido a la contribución Británica pero opto a fines de la década de 1930 empezar a desarrollar un sentimiento Anglofobo y su pujante economía desapareció en 1940.

    • Me alegra que le haya interesado el artículo. Más aún proviniendo vd. de cultura inglesa. Le invito a que siga interesándose por los artículos hasta ahora publicados sobre la herencia cultural de la Hispanidad, y también a que esté atento a los que presumiblemente se publicarán en el futuro, ya que se pretende analizar puntualmente todo esto que menciona. Le adelanto con gusto unas “pinceladas” – y pido disculpas por la extensión-:

      El argumentario de la superioridad anglosajona en la gestión de sus imperios –colonias en este caso- y en producir economías “solventes” en sus países herederos es muy habitual, ya que está bastante extendido, sobre todo en las sociedades que reciben esta influencia directa –que son mayoría, hispanas incluidas-. Es una forma de verlo. Otra forma más argumentada y que demuestra su falsedad se basa en que la tesis anterior obvia –olvida, aparta, no considera, etc.- descaradamente algunos datos, como por ejemplo:

    • 1. Menciona siempre como supuestos éxitos de gestión colonial inglesa economías y sociedades pujantes y avanzadas como las de EEUU, Canadá, Australia, Nueva Zelanda… pero oportunamente olvida mencionar otros países –también ex colonias inglesas- que contradicen dolorosamente este argumento: Namibia, Ghana, Kenia, Nigeria, Tanzania, Egipto, Sudán, Uganda…; Dominica, Granada, Jamaica, Trinidad-Tobago, Guayana….; Irak, Jordania, Malasia, Pakistán, Bangladesh…; Papúa Nueva Guinea, Samoa, Fiyi,… algunos de los cuales ostentan de los mayores índices de desigualdad, corrupción, inseguridad y pobreza del mundo

      2. Olvida que los principios básicos de la economía de mercado y del liberalismo económico fueron diseñados por académicos de la Escuela de Salamanca durante el Siglo de Oro español, mucho antes de existir Adam Smith, Locke o los demás calvinistas y protestantes escoceses, y siglos antes de la Escuela de Economía austríaca, por ejemplo.

      3. Y es que resulta que, después de la ancestral “ruta de la Seda” –que unía Asia con Europa; por cierto, sin participación alguna de anglosajones-, son las Españas –así, en plural- las que establecen la primera ruta del comercio mundial de la historia, además de la más larga de su época -15.000 millas náuticas, que unía tres continentes-. Duró casi 300 años.

    • 4. En cuanto a moneda de referencia, la historiografía anglosajona olvida el hecho de que el Real de a Ocho de las Españas se constituyó como la moneda universal del comercio durante más de 300 años. La mayor duración jamás obtenida para una divisa de referencia. Además, el modelo del real de a ocho fue copiado para el surgimiento del dólar estadounidense, el dólar de Canadá, el yuan chino, el yen japonés, los pesos de las repúblicas independientes americanas, el peso filipino y otras muchas monedas alrededor del mundo. Superó en duración al propio imperio español. Por comparación, la libra esterlina fue moneda de referencia unos 75 años –y no en todo el mundo-, y el actual dólar americano lo lleva siendo desde 1944, compitiendo duramente desde hace 20 años con el euro.

      5. Por otra parte en materia jurídica desconoce u olvida mencionar el aparato legal de protección de los naturales creado por la monarquía hispánica (testamento reina Isabel, Leyes de Burgos, Controversia de Valladolid, Leyes de Indias, etc.) frente a la inexistencia de legislación alguna de protección por parte de los británicos u holandeses (hasta el punto de que p ej. los aborígenes de Australia hasta mediados del siglo XX estaban catalogados en los documentos legales ingleses como “fauna” local). Ejemplos hay muchísimos –cuando quiera comentamos la Indian Removal Act y el trato dado por EEUU a los nativos de Norteamérica- . El resultado está bien claro al ver la distribución racial actual de población en los países hispanos frente a la población actual de EEUU u Oceanía. Hablaremos en detalle de todo esto. Le esperamos.

      6. En materia de educación y sanidad, olvida mencionar la increíble distancia temporal y absoluta –en número- de las instituciones educativas y sanitarias creadas por España en su expansión imperial -universidades, colegios virreinales, hospitales, etc-, comparándolas con las que crearon –si es que lo hicieron-, el resto de potencias ultramarinas. La explicación es sencilla: los territorios ultramarinos “eran” España

    • 7. Desconoce completamente la situación de la América Española durante la época de los Virreinatos, así como la forma de gestionarse estos territorios –provincias, no colonias-. Poco sospechoso de hispanófilo, le recomiendo la lectura del Ensayo Político del reino de la Nueva España, del naturalista, explorador y viajero alemán Alexander Von Humboldt, el cual viajó por la América Española a comienzos del XIX, y aunque venía cargado de prejuicios sobre las Españas heredados de la Ilustración alemana, tuvo que corregir “in situ” muchos de sus apriorismos.

      8. Olvida –y esto es fundamental- situar temporalmente el momento de cambio de paradigma productivo según ambos tipos de administración: los países de administración anglosajona que han crecido económicamente lo hicieron DESPUÉS de liberarse del yugo de la metrópoli; es decir, posteriormente de terminar este expolio. Sin embargo, los países hispanos comenzaron su decadencia precisamente A PARTIR de su separación de España y fragmentación en micro-estados. Inglaterra perdió colonias. Las Españas –europea y de ultramar- eran un solo reino, que se fragmentó. Este es el quid de la cuestión, y la gran diferencia de concepto entre ambas visiones expansivas

      9. Desconoce o no menciona el hecho de la participación –directa e indirecta- de Inglaterra -y su masonería- en las guerras de independencia hispanoamericanas –siempre del lado y alentando los deseos de poder de la oligarquía local criolla-, además del hecho que fueran en gran medida largas guerras civiles entre compatriotas, estando la mayoría de la población indígena del lado de la corona española.

      10. Tampoco menciona lo conveniente que fue para Inglaterra –y EEUU- la formación de micropaíses –débiles y manejables- como resultado de las independencias. Hasta el punto de que cuando Bolívar se da cuenta de la atomización y disensiones provocadas entre territorios hermanos intenta reconducir la situación, y es cuando pierde todo el apoyo de Inglaterra – hasta el momento socia y aliada- y de la oligarquía local –de la que él mismo formaba parte-. Muy interesante la vida de los “libertadores”, realmente. Intentaremos llegar también a esta parte.

    • 11. Ya terminando, otro punto extraordinariamente interesante y muy poco estudiado trata sobre la cantidad de reservas de oro que había en los bancos centrales de ciudad de México, Buenos Aires, Caracas, Lima… en el momento de las independencias y, sobre todo, lo que ocurrió con esas reservas inmediatamente después -seguro que les sorprenderá muy mucho-. Más aún cuando averigüen que la potencia que esquilmó esa enorme cantidad de oro la utilizó en gran parte como carísimos préstamos a los micro-estados resultantes, que nacieron enormemente endeudados y obligados a comerciar en exclusiva con esa potencia “amiga”, en las onerosas condiciones que este nuevo “león” decidió. Posteriormente esta política fue seguida con ansia por la otra potencia angloparlante del continente…

      12. La última. Ya que me menciona el caso específico de Argentina, le recomiendo encarecidamente que vea con atención los web-site, videos y publicaciones de estos dos grandes divulgadores, politólogos y periodistas argentinos especializados en la historia de su país y las influencias extranjeras: Marcelo Gullo y Patricio Lons. Algo deben saber de la historia de su país, digo yo…

      Estimado Mr. Foot, no me queda -por ahora- sino reiterarle mi enorme agradecimiento por su interés y mi sincera invitación a seguir igualmente interesado por lo que este perpetuo aprendiz publica periódicamente en este medio
      Muy cordiales saludos!

  2. Señor Hurtad ¿Existe algún libro que describa de manera didáctica, y uno a uno, la totalidad de los territorios que componían el Imperio Español? Me refiero no sólo a los americanos, sino también a los africanos como Guinea Ecuatorial o el Sahara español y el Rift, las Islas Filipinas, Tidore (Ternate era portugués), el norte de la isla Formosa (Keelung), el consulado español de Nagasaki, la plazoleta que los franceses les dieron a los españoles en Vietnam, el territorio de Camboya, Guam, las Islas Marianas etc. Si existe ruego me diga su título y autor, y si ese libro no existe, creo que alguien debería escribirlo, pues se tiende a pensar que sólo América fue gobernada por los españoles y no las islas de Oceanía, o incluso Sicilia, Malta y el Franco Condado. Gracias por su atención y por su respuesta.

    • Hola Vladimir. Muchas gracias por tu interés
      Desgraciadamente yo no conozco ningún libro que exponga con el grado de detalle que imagino buscas todos los territorios que componían el imperio español
      Sin embargo, creo que esto te puede servir: la iniciativa personal de una serie de blogueros interesados en el legado hispánico ha hecho que colaboren en la creación de un blog recopilatorio de mucha de esta información. Actualmente aún está en proceso y se llama el ATLAS HISPANO. Su dirección es: https://atlashispano.blogspot.com/
      Altamente recomendable pasear por sus diversos mapas. Espero que te sirva.
      Con tiempo me gustaría dedicarles un artículo, que bien se lo merecen…

  3. Yo, como norteamericana en España, encuentro que sería importante que estos articulos sean traducidos al inglés y divulgados en EEUU. Están traducidos ya?? Donde podría encontrarlos??

  4. Es importante que se realce la parte de España que tenemos los latinos, porque por esa mala propaganda realizada por los ingleses contra todo lo español, los iletrados, los no estudiados y los fanáticos del desastre solo hablan pestes contra España, dicen ” que vamos a hacer si somos descendientes de esos analfabetos” otros dicen, “a conquistar América vinieron los delincuentes que sacaron de las cárceles”, otros afirman, “si todos los españoles que vinieron a América solo sabian robar y saquear” esta gente a pesar de llevar sangre española, reniega y hacen apología de lo inglés, cuando no saben que los ingleses fueron entre los pueblos conquistadores mas sanguinarios y que eliminaron muchos pueblos en sus colonias.

    • Es correcto lo que dice. Por eso hay que mantener el esfuerzo de reeditar los hechos de nuestros antepasados. Y para empezar, dejar de usar el término “latino” para hablar de lo hispano. Eso fue un invento francés que buscaba difuminar nuestra historia común. Lo conseguiremos entre todos

  5. En España, los propios dirigentes españoles no han querido enseñarnos nuestra historia. Desconocemos nuestra historia peninsular, donde cada taifa cuenta su cuento chino, y aún desconocemos más nuestra historia imperial, de la que tantos detractores autóctonos y extranjeros potencian con una falsa y maligna Leyenda Negra.

  6. Todavia no termino de leer toda esta leyenda tan informative e interesante y me da muchisima tristesa por lo que esta sucediendo aqui en Los estados unidos con Las estatuas de nuestros antepasados, conquistadores ,que sin sus arduantes trabajos no estuvieramos donde estamos hoy, con cuidades tan hermosas y con historias impresionantes, que parece van hacer derribadas. Se debe mucho respecto y aprecio a nuestros antepasados, pero por lo visto esta desapareciendo, y lamentablemente dentro españoles, decendientes de los conquistadores.
    ,

  7. Aquellos españoles antiguos que andaban siempre poniéndole nombre a las cosas. En el siglo XVI, los que andaban internándose por tierras de Arizona y N. México preguntaron a los zuñis cómo se llamaba una tribu vecina muy belicosa. Dijeron los Zuñis que esos eran “apachu” lo que en su lengua significaba, enemigo. Adaptaron los españoles aquel nombre a su idioma como Apache y pasó a la leyenda de la eternidad.
    En otra región más al este también preguntaron a los indios Utes cómo se llamaba otra tribu, también muy belicosa, que les atacaba con ferocidad. Dijeron los utes que esos eran “Kumantsi” lo que también en su lengua significaba, el enemigo. De nuevo el bautismo español derivó a Comanche, y trascendió el nombre para la Historia.
    Aquellos comanches se hicieron cargo del caballo español y lo criaron y extendieron por todas las naciones indias.
    Por la zona oriental del territorio vivía la etnia de los Caddo, que habían hecho una alianza entre varias tribus para defenderse de los apaches. Su alianza la llamaban “Techa” que en su idioma, y a diferencia de lo anterior, significa “aliado”
    De nuevo la intervención española y la denominación de, Tejas, para aquellos indios, que con la grafía del siglo XVI se escribía Texas. La palabra luego se convirtió en Estado.

  8. Si pues los españoles han sido importantes en la colonización de América, ellos han sido los portavoces de la cultura occidental en el mundo,yo soy peruano y como nota curiosa escribo algo ajeno a la nota, a veces cuando he ido a giras turísticas por mi país, notaba que ciudadanos de Europa calificaban de “exótica” a la cultura andina…. pero resulta que Perú en su conjunto y en su mayor parte pertenece a la civilización occidental. En diversas zonas de Perú se produjo un sincretismo cultural entre los españoles y los indígena americanos.
    No viene al caso pero deberían saber que hoy, en este siglo XXI, todavía subsisten en zonas del sur andino grupos quechuas que conservan el culto a los montes santos , los “apus”, y que creen en la “mamapacha”.
    Yo como peruano no puedo sino agradecer la colonización española de las tierras sudamericanas, para nada estoy de acuerdo con esos otros peruanos inmundos que se la pasan criticando y escribiendo aberraciones en youtube como “a los peruanos nos hubieran colonizado mejor los ingleses”…..lo que debe soportar el youtube……

  9. Muy interesante y esclarecedor este artículo sobre la presencia de España en los actuales Estados Unidos, así como en otras partes de Norteamérica, cosa esta de la que yo tenía algún conocimiento, aunque no tanto como en el que aquí se explica. Enhorabuena y mi felicitación, Sr. Hurtado. 🌄🙋‍♂️

    • Muchas gracias a Vd. por su interés y amabilidad. Le recomiendo para ampliar la lectura del libro “Banderas Lejanas” que aparece en la bibliografía. No se arrepentirá, se lo aseguro.

  10. Yo he leído el libro “Banderas lejanas”. Me emocionó profundamente las gestas que hicieron en esos territorios nuestros antepasados. Son para hacer 100 películas en Hollywood. Recomiendo su lectura. Felicito también a Fran Hurtado por su estupendo artículo.

    • Gran libro, efectivamente. Desgraciadamente menos conocido de lo que merece. Muchas gracias por su felicitación. Me alegro de que le interesen estos temas, tan nuestros por otro lado. De acuerdo con Vd. en que deberían tener mucha más difusión, al menos entre los hispanohablantes. Y sí, cuanto libro, cuanto cine, cuanta vida detrás…

  11. Que impresionante y maravillosa es la historia de España y de sus descubrimientos. Porqué será que el mundo actual casi la ignora. Nuestros jóvenes bachilleres, sin ir más lejos. España, ha sido, es y siempre será una GRAN NACIÓN.

    • Así es amigo. Resulta cuanto menos sorprendente la tan extendida falta de conocimiento –junto con la sobreabundancia de desinformación y prejuicios- que existe sobre la extraordinaria realidad de descubrimientos, interculturalidad y globalización que supuso el Imperio Español y lo que entonces se conocían como “las Españas”. Casi nada de todo esto se cuenta en nuestros libros. La historia del mundo que conocemos parece que ha olvidado estos capítulos, sustituidos por otros realizados posteriormente y con diferentes protagonistas, generalmente ajenos a nuestro entorno cultural.

  12. Me he recordado bastante y de manera similar a Miquel Silvestre, famoso youtuber, historiador y motero que recorrio Norte América con su moto siguiendo la pista de los exploradores españoles e intentando revivir su memoria muchas veces olvidada en España pero recordada en aquellos lugares por los que estos personajes pasaron.

    • Que interesante!
      Fíjate que conozco el programa pero no lo seguí con constancia. Ya mismo me hago seguidor y busco los episodios relacionados. Muchas gracias por la información

  13. Sublime las historia de este pais llamado España. El gran poeta ecuatoriano Juan Montalvo decia de España : Ay España España, lo que hay puro en nuestra sangre, de noble en nuestro corazon, de claro en nuestro entendimiento, de ti España lo tenemos y a ti te lo debemos el pensar grande, el sentir animoso, el obrar justo entre nosotros son de España, si hay en la sangre de nuestras venas algunas gotas purisimas son de España, yo que adoro a Dios Jesucristo, yo hablo y escribo la Lengua de Castilla, yo que respeto y abrigo las efecciones de mis padres las que sigo sus costumbres, como puedo aborrecer esas enseñanzas de España el que 18 naciones hablan su lengua y profesan su religion.
    “Que Nacion puede enorgullecerse de algo semejante. Yo que me siento ciudadano de la Lengua Española, sin ser Americano de nacimiento, soy Español de America, y Americano de España. Un Saludo.

  14. Falta la expedición de menorquines contratados por el escocés Turnbull para obtener ÍNDIGO en la concesión de 21. 000 acres en Nueva Esmirna durante los siete años que duró una de tantas guerras Al final ellos quedaron como españoles y se fueron los ingleses continuando con la presencia española en San Agustin donde había habido la primera parroquia católica en el actual USA desde 1565 Fundaron la primera escuela en Norteamérica aparte las escuelas de los franciscanos en California

    • Muy interesante y curiosa su aportación. La desconocía y desde ya la incluiré en mi investigación. Si me puede apoyar con alguna fuente se lo agradeceré infinito. Saludos

  15. Estimados:
    Disfruto enormemente de cada envío de esta página maravillosa. Pero esta vez siento la necesidad, como sudamericano y con la mitad de mi sangre española, de hacerles saber que esta entrega es una de las más enriquecedoras que leí.
    Pese a que conozco bastante bien la historia de América del Sur (en sentido amplio, desde el río Grande hacia abajo, y en especial la de mi país, Uruguay, desconocía las andanzas de Alvar Núñez Cabeza de Vaca, notorio en mi tierra y aledaños, en América del Norte.
    Muchas gracias.

  16. Otro testigo de la importancia de España para los EEUU es el símbolo del dólar: las dos aristas de una columna de hércules con la orla zigzagueante $

    • Cierto. Este artículo se complementará con otro ya enviado y que saldrá pronto, en el que se comenta el legado español en los símbolos, la toponimia, la arquitectura, etc. de los actuales EEUU. Gracias

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Por favor, introduce tu nombre

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.